Belleza

La depilación es más fácil que nunca

depilación más fácil
Avatar
Escrito por Miguel

Las depiladoras de luz pulsada son la respuesta a la tendencia moderna de dejar el cuerpo libre de vellos. Son fáciles de usar y cualquier persona puede usarlas en casa para tener un resultado igual que el de un centro especializado en realizar el tratamiento.

Hoy día lo más común es controlar, e incluso, eliminar el vello corporal, aunque esto consume bastante tiempo y debe hacerse con regularidad para mantener el cuerpo libre del mismo. Para depilarte por tu cuenta de manera indolora lo mejor es utilizar una depiladora de luz pulsada recomendada, cuyos resultados son a medio plazo iguales a los de la depilación láser.

Este aparato realiza un depilado semipermanente gracias a la tecnología de su lámpara, la cual emite una luz que quema la base de los vellos y el bulbo piloso. Como consecuencia, el vello tarda mucho más en crecer, hasta tal punto que si se hace con frecuencia, deja de aparecer.

Las depiladoras de uso casero funcionan igual que las máquinas profesionales aunque con menos potencia para que se puedan utilizar sin protección, y asegurar que no haya daños en la piel. Las profesionales trabajan con una potencia de 1.200 nanómetros, mientras que la frecuencia de las otras, es de apenas 700 nanómetros de promedio.

Cómo escoger una apropiada para ti

Esta tecnología es relativamente nueva, pero aún así hay una variedad bastante grande, y es necesario tener en cuenta las características generales para tomar una decisión acertada. Más allá del precio, hay que tener en cuenta también otros factores como el tipo de piel y el color del vello.

La bombilla es la parte de la máquina que se encarga de aplicar la luz que se deshace del vello y tiene una cantidad de pulsos máxima que soportar. Para una sesión de depilación en una persona sin exceso de vello hacen falta 7.000 pulsos más o menos, y las bombillas aguantan un promedio de 200.000, unas más que otras.

Hay depiladoras que traen sensores que hacen de forma automática las mediciones necesarias para hacer el proceso seguro y sencillo. De esta manera, no se hace tedioso ni peligroso colocar configuraciones que den resultados indeseados.

Los distintos modelos tienen diferentes tecnologías, y por tanto, resultados distintos. Unos buscan dar un resultado duradero y fácil de alcanzar, pero la piel sufre daños menores y es incómodo. En cambio, otras depiladoras ponen como prioridad cuidar la piel del usuario a pesar de sacrificar un poco la efectividad del tratamiento.

La mayoría de las máquinas funcionan con cable, pero algunas ahora tienen baterías que debes sustituir cada cierto tiempo. Esto implica una inversión continua, pero también aporta una comodidad y libertad mucho mayor.

Hay que tener en cuenta que el precio de una depiladora de luz pulsada ronda los 250 euros, y es complicado encontrar una que baje de esta franja de precio sin sacrificar calidad. Es importante saber que lo prioritario es buscar una acorde a lo que se necesite, y no fijarse tanto en el precio.

Cómo se realiza el proceso de depilación

Para hacer el tratamiento, el vello tiene que ser de menos de 1 milímetro, por lo que hace falta rasurar antes la zona para quemar la raíz. Y antes de hacer una depilación completa debes leer el manual con cuidado y seguir las indicaciones para realizar una prueba en una zona reducida. Este paso se debe hacer con el nivel mínimo de potencia.

Las pieles más claras se trabajan con una frecuencia mayor que las oscuras porque son más resistentes a la luz de la depiladora. En la primera sesión se escoge un nivel medio acorde al color de la piel, y en las siguientes, con una frecuencia más alta.

La salida del pulso la escoges entre una continua para hacerlo más rápido o en el modo único, en el que debes presionar un botón para activar las pulsaciones, y así tener un mayor control. La depiladora tiene que estar en contacto directo con la piel para funcionar, y algunas, ni siquiera se activan de no ser así.

Si sigues el calendario que te indica el manual de cada máquina para aplicar el tratamiento, eventualmente obtendrás un resultado perfecto y dejará de crecer el vello. En el caso contrario, es imposible hacer que la depilación sea permanente.

Sobre este autor

Avatar

Miguel

Dejar un comentario