Noticias

Juez bloquea la política de retorno de solicitantes de asilo a México

Sofía Carada
Escrito por Sofía Carada

Un juez estadounidense emitió el lunes una orden judicial para detener la política de la administración Trump de enviar a algunos solicitantes de asilo al otro lado de la frontera sur para esperar sus casos de deportación en México.

El fallo entrará en vigor el viernes, según la orden del juez de distrito estadounidense Richard Seeborg en San Francisco. La orden preliminar se aplicará en todo el país.

El fallo elimina, al menos temporalmente, una controvertida estrategia de la administración Trump destinada a frenar una avalancha de inmigrantes, muchos de ellos familias centroamericanas, que el mes pasado alcanzó su nivel más alto en una década.

Debido a los límites en cuanto al tiempo que se permite legalmente que los niños permanezcan detenidos, muchas de las familias son puestas en libertad para esperar las audiencias de la corte de inmigración de los Estados Unidos, un proceso que puede tomar años debido a la acumulación de casos atrasados.

En respuesta, el gobierno de Trump comenzó en enero a enviar a algunos migrantes a esperar en las ciudades fronterizas mexicanas, bajo una política conocida como Protocolos de Protección al Migrante (MPP, por sus siglas en inglés).

El Departamento de Seguridad Nacional dijo la semana pasada que tenía previsto ampliar el programa.

LEER MÁS
Los solicitantes de asilo dicen que temen regresar a México bajo la nueva política de EE.UU.
Un portavoz del Departamento de Justicia de los Estados Unidos se negó a hacer comentarios. La Casa Blanca no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios.

Seeborg dijo que su fallo se centró en la estrecha cuestión de si la administración Trump había seguido el derecho administrativo en la implementación de la política.

«La cuestión legal no es si el MPP es una política sabia, inteligente o humana, o si es el mejor enfoque para abordar las circunstancias que el poder ejecutivo sostiene que constituyen una crisis», escribió Seeborg.

El juez dijo que el gobierno permitirá que los 11 demandantes en el caso entren a los Estados Unidos a partir del domingo. Dijo que el gobierno seguía manteniendo el derecho a detener a los solicitantes de asilo a la espera del resultado de su caso.

Incapaz de obtener asesoría legal
El MPP se puso en marcha en enero. El gobierno argumentó que era necesario porque muchos solicitantes de asilo pasan años viviendo en los EE.UU. y nunca se presentan a sus audiencias en la corte antes de que se les niegue su solicitud y un juez de inmigración les ordene ser deportados.

LEER MÁS
Kirstjen Nielsen renuncia como Secretaria de Seguridad Nacional de los Estados Unidos
El MPP se basó en una ley de hace décadas que dice que los migrantes que entran de un país contiguo pueden ser devueltos allí para esperar su caso de deportación, aunque la disposición nunca se había utilizado de la manera en que la administración la ha aplicado.

Los grupos de derechos civiles demandaron, argumentando que la política violaba la ley estadounidense e internacional al devolver a los refugiados a peligrosos pueblos fronterizos donde no podrían obtener asesoría legal o avisos de audiencias.

Los demandantes incluyen organizaciones de servicios legales y migrantes que huyeron de Guatemala, Honduras y El Salvador para escapar de lo que dijeron que era violencia extrema, violación y amenazas de muerte.

Las detenciones por parte de los agentes fronterizos iban camino de superar los 100.000 en marzo, el nivel más alto en una década, según el Servicio de Aduanas y Protección de Fronteras de Estados Unidos.

Si bien los cruces fronterizos irregulares eran más elevados a principios de la década de 2000, la mayoría de los detenidos en ese momento eran hombres solteros, a menudo de México.

El fallo del lunes llega un día después de que la secretaria del Departamento de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, renunciara a su cargo. Está previsto que Nielsen se vaya el miércoles.

Nielsen encabezó las polémicas políticas de inmigración de Trump, incluyendo MPP. Kevin McAleenan, actualmente comisionado del Servicio de Aduanas y Protección de Fronteras de los Estados Unidos (CBP), asumirá el cargo de secretario interino. Será la cuarta persona en dirigir la agencia bajo Trump.

Sobre este autor

Sofía Carada

Sofía Carada

Dejar un comentario